Saltar al contenido
Análisis de Sangre

¿Cómo influye el alcohol en los resultados de un análisis de sangre?

¿Cómo influye el alcohol en los resultados de un análisis de sangre?
4.5 (90%) 6 votes

A la hora de afrontar un análisis de sangre, existen una serie de factores tanto externos como internos que pueden interferir, haciendo que los resultados arrojados por el mismo no sean precisos, sino que resulten alterados.

Es un error pensar que el mero hecho de acudir en ayunas es suficiente, pues determinados hábitos diarios son susceptibles igualmente de alterar la muestra y, por ende, el valor obtenido no es representativo de la situación real de la persona sometida al análisis.

¿Cuántos días hay que estar sin beber alcohol antes de un análisis de sangre?

El alcohol es uno de esos factores que alteran significativamente ciertos valores analizados. Esto se traduce en que NO se puede beber alcohol antes de someterse a una analítica de sangre. Muchas personas se preguntan si pueden beber alcohol la noche antes de someterse a un análisis de sangre. La respuesta es idéntica: NO se puede beber ni una gota de alcohol la noche antes de un análisis de sangre. Puedes leer más sobre los hemogramas.

Este es un dato que conocen la mayoría de las personas, sin embargo, no suele cuestionarse si se puede beber alcohol el día antes de una analítica de sangre, pensando que el disponer de unas 18 horas por delante antes de la extracción de sangre da margen suficiente para disfrutar de una copa.

Nuevamente se trata de un error pues NO se puede beber alcohol el día antes de una analítica de sangre. Llegado este punto, la siguiente pregunta es obligada: entonces, ¿cuánto tiempo antes de un análisis de sangre debe abstenerse una persona de ingerir alcohol?

Pues bien, lo recomendable es NO consumir bebidas alcohólicos los tres días anteriores a una analítica de sangre en la que quieran detectarse los valores en sangre de Gamma GT (yGT) y de Triglicéridos. Ingerir una proporción alta de agua durante estos días tampoco eliminará el rastro de alcohol si es lo que se pretende.

Hay que tener especial cuidado con el consumo de alcohol si se quiere realizar un análisis completo. Sin embargo, no es la única causa que debe tener un especial cuidado para que salga correctamente. Los análisis en embarazos y analíticas en niños también necesitan una especial atención.

¿Cuáles son los valores en sangre que altera el alcohol antes de un análisis de sangre?

La combinación de alcohol y análisis de sangre resulta incompatible, por lo que las personas que vayan a someterse a este tipo de pruebas deben abstenerse de tomar alcohol para no ver modificados los siguientes parámetros bioquímicos:

  • Glucemia o glucosa, lo que popularmente se conoce como “azúcar en sangre”
  • Gamma GT (Gamma Glutamil Transferasa)
  • Triglicéridos
  • Enzimas hepáticas: Aspartato Aminotransferasa (GOT o AST) y Alanino Aminotransferasa (GPT o ALT)
  • Ácido úrico

Hay que recordar que, de haber bebido alcohol en los 3 días anteriores a un análisis de sangre o examen de sangre (nombre que recibe en algunos países), estos valores se pueden ver alterados.

Información relacionada con el alcohol y los análisis de sangre

¿Qué es un análisis de alcohol en sangre?

Un análisis de alcohol en sangre sirve para medir la cantidad de alcohol etílico o etanol en el organismo. Hay que partir de la base de que el alcohol se absorbe con rapidez, lo que hace que pase al torrente sanguíneo y se pueda medir a los pocos minutos de haber consumido una bebida alcohólica.

La cantidad de alcohol en sangre alcanza su máximo nivel en torno a una hora después de haber consumido la bebida alcohólica. Pese a ello, la cantidad de comida que se haya ingerido y que permanece en el estómago, puede hacer que se incremente la cantidad de tiempo que lleva al alcohol a hacer que alcance su nivel máximo en sangre. En torno al 90% del alcohol se procesa en el hígado. El resto es desechado del cuerpo mediante la orina y exhalado a través del aliento.

El alcohol, aunque sea consumido en cantidades pequeñas, tiene un efecto apreciable en el cuerpo. Si además se trata de ingentes cantidades, actúa como sustancia sedante y depresora del sistema nervioso central.

¿Para qué se realiza un análisis de alcohol en sangre?

Realizar un análisis de sangre que determine si una persona está ebria o intoxicada es habitual. Si las razones que exigen el análisis son legales, puede ser preciso recabar el consentimiento de su destinatario. Ahora bien, si tal consentimiento no es prestado, de la negativa pueden derivarse consecuencias legales.

Algunas de las razones que llevan a que se le practique a una persona un análisis de sangre que determine el nivel de alcohol de su organismo son:

  • La comprobación de su cantidad de alcohol en sangre cuando se presuma que ha superado los niveles de alcohol permitidos por la ley para la realización de determinadas actividades como conducir. Entre los síntomas que llevan a sospechar que una persona está borracha se incluyen la confusión, la dificultad para mantenerse en pie al punto de no ser capaz de andar con rectitud o la pérdida de coordinación.
  • La investigación de las causas que originan un estado mental alterado como la confusión, dificultades para pensar o un estado de coma.
  • La comprobación de la presencia de alcohol en sangre en menores o personas que están siendo tratadas contra el alcoholismo.

Determinados medicamentos pueden cambiar los resultados del test de alcoholemia, por lo que su toma debe ser debidamente comentada con el médico. No es el caso dela gua, dado que su consumo no elimina los rastros de alcohol como puede comentan algunos portales webs sin aval médico.

Aparte de toda la información sobre el alcohol y los análisis de sangre, quizás te interese:

Aféresis. Técnica utilizada para la separación de los componentes de la sangre, seleccionándolos para su aplicación en medicina y devolviendo el resto de los componentes al torrente sanguíneo. Su finalidad es la extracción de un componente sanguíneo que se destine a la transfusión o a tratar determinadas enfermedades que requieran que se elimine un componente patológico de la sangre.

Hemartrosis. Término usado cuando se produce una hemorragia en una articulación que cursa con inflamación y con dolor articular. Puede surgir después de una lesión o tras una cirugía y en ocasiones precisa la retirada del líquido de la articulación y un análisis de sangre, además de terapia física.

Terapia biológica. Una ayuda para el sistema inmune gracias a las sustancias generadas naturalmente por el cuerpo. Puede estimular al organismo a fabricar más cantidad de la sustancia en cuestión o consistir en una versión artificial de tal sustancia natural en sí misma.

Publicaciones que también te pueden interesar:

Video sobre los efectos del alcohol en sangre

DMCA.com Protection Status

 

Autor: María Rodríguez

error: Content is protected !!