Saltar al contenido
Análisis de Sangre

Análisis de sangre en niños

Análisis de sangre en niños
4.8 (96%) 5 votes

Análisis de sangre en niños, ¿qué son?

La analítica de sangre es una prueba de laboratorio que se utiliza para analizar los principales componentes de la sangre en la persona que se somete al mismo.

El análisis de la composición de la sangre es de suma utilidad en multitud de situaciones y ante la presencia de numerosas enfermedades. En una muestra de sangre no se analizan cada uno de sus componentes sino únicamente los que interesa valorar en el concreto caso de cada paciente. Estas pruebas se realizan a todos los grupos de la población desde los niños hasta personas mayores, y con gran importancia los análisis en mujeres embarazadas. Además, hay que tener en cuenta varias normas como por ejemplo el consumo de alcohol de cara a realizar una analítica. Si quieres saber más sobre el alcohol en estas pruebas, haz click aquí.

¿Cómo interpretar los resultados de los análisis de sangre en niños?

Un hemograma analiza:

  • Los 3 principales tipos de células de la sangre: glóbulos blancos o leucocitos, glóbulos rojos o hematíes y plaquetas o células que colaboran activamente en la coagulación
  • La coagulación: tiempo de cefalina, tiempo de protombina y fibrinógeno
  • Las hormonas: función tiroidea, hormonas sexuales y cortisol, entre otras. Aunque una de las más analizadas es la TSH porque se encarga de liberar las hormonas tiroideas. Puedes saber más sobre esta hormona aquí.
  • La función del riñón (renal) : medición de la creatinina y de la urea o los iones de la sangre como potasio, sodio, cloro y calcio
  • El perfil lipídico: dedicado al análisis de la concentración en sangre de las grasas o lípidos principales como el nivel de colesterol (total, HDL y LDL) o los triglicéridos
  • La función del hígado (hepática): a través de los niveles de transaminasas (AST y ALT), de GGT y de bilirrubina, entre otras
  • La elevación de la velocidad de sedimentación globular (VSG), de la proteína C reactiva (PCR) o de la procalcitonina (PTC) que sugieren la existencia de un proceso infeccioso o inflamatorio, no siendo específica de enfermedad alguna

Dependiendo del problema que presente el niño, el médico solicitará unas pruebas u otras y hasta puede que, en función de los concretos resultados, solicite análisis más completos, caso de que lo considere preciso.

Puedes obtener información más detallada sobre los hemogramas en www.analisisdesangre.online/hemograma/.

¿Cuándo se deben hacer análisis de sangre en niños?

En el ánimo de los pediatras está siempre intentar evitarle al niño toda prueba que pueda resultarle molesta e incluso traumática en cierto modo, por lo que solo solicitan la analítica de sangre infantil cuando creen que la información que les va a aportar no puede obtenerse de otro modo, valorando si las ventajas de someter al niño a ella superan los posibles inconvenientes.

En los niños sanos que no padecen de enfermedades crónicas y que carecen de antecedentes familiares de enfermedades hereditarias, no está indicada la realización de análisis de sangre que comprueben su estado de salud.

En los niños con antecedentes familiares de enfermedades genéticas, como la hipercolesterolemia familiar, está indicada la realización de un análisis en torno a los 8-10 años.

En los niños con ciertas enfermedades crónicas como la diabetes, enfermedades renales o la celiaquía, está indicada la realización de análisis de sangre periódicos y rutinarios que permitan observar la evolución de sus enfermedades así como sus posibles complicaciones o los efectos de los medicamentos que tomen.

¿Cómo preparar a los niños para hacerse un análisis de sangre?

Hay que partir de la base de que la preparación psicológica del niño es crucial para evitar la ansiedad que la prueba le pueda generar, ayudando además a minimizar el dolor que la punción produce, de carácter ligero y momentáneo.

En los niños jugará un papel determinante el saber ganarse su confianza, explicándoles con tranquilidad y seguridad en qué consiste el procedimiento. La presencia de los padres es muy recomendable, siempre que estén dispuestos a seguir las pautas indicadas por el personal sanitario, lo que contribuirá a reforzar la mencionada seguridad en el niño, gracias a la presencia de sus progenitores.

Información relacionada con los análisis de sangre en niños

Análisis de sangre en bebés, ¿cuáles son sus particularidades?

La preparación de los padres ante la inminencia de un examen médico a su bebé puede ser de gran ayuda para mantener al bebé lo más cómodo y tranquilo posible. Hay que contar con la posibilidad de que el bebé llore y que sea preciso inmovilizarlo. Nuevamente la presencia de los padres puede suavizar el proceso, con sus demostraciones de cariño.

La inmovilización se requiere a los efectos de contrarrestar la carencia de control físico y la falta de coordinación y de capacidad de los bebés para seguir las instrucciones del personal sanitario, con la que sí cuentan los niños de mayor edad.

¿Siempre se han de realizar en ayunas?

Ante todo es importante señalar que en determinados casos la analítica ha de realizarse en ayunas, pero esta medida no es siempre precisa. No en vano, recién nacidos, pequeños lactantes y niños que padecen enfermedades del metabolismo no toleran bien un ayuno que se prolongue de 8 a 12 horas. Por esta razón, es importante que el pediatra indique a los padres si la prueba en cuestión ha de realizarse en ayunas y, caso de que así sea, de cuántas horas.

En ciertos casos se pueden administrar analgésicos del tipo de la sacarosa en los bebés recién nacidos o anestésicos tópicos en crema que disminuyan la ansiedad y el dolor que se puedan llegar a producir.

¿Cuáles son los análisis de detección para recién nacidos?

Los análisis de detección para recién nacidos (entre los que sobresale la popular “prueba del talón”), los exámenes de tamizaje para bebés, las pruebas de detección para neonatos o el examen para fenilcetonuria (FCU) pretenden buscar trastornos genéticos, metabólicos y del desarrollo que sean graves, para poder tomar medidas a tiempo, antes incluso de la presentación de síntomas.

Aparte de toda la información sobre análisis de sangre en niños, quizás te interese:

Glucemia. Nivel de azúcar existente en sangre. Indica también la presencia de dicha sustancia en la sangre. Este término se usa en ocasiones para hacer referencia a la prueba que mide la glucemia y que está destinada al diagnóstico y seguimiento de enfermedades entre las que destaca la diabetes.

Cetonuria. Condición en la que se encuentran presentes en la orina cantidades anormalmente altas de cetonas y de cuerpos cetónicos. Es un signo que se observa en la diabéticos descompensados, que han de controlar su orina para poder detectar signos de acumulación de cetonas que podrían acarrearles consecuencias muy graves.

IMC. El índice de masa corporal (IMC) es un número que se calcula tomando como base el peso y la estatura de una persona. El IMC se considera una alternativa para las mediciones directas de la grasa corporal.

Otros posts que te deberían de interesar:

Video sobre los análisis de sangre en los niños

DMCA.com Protection Status

 

Autor: María Rodríguez

error: Content is protected !!