Saltar al contenido
Análisis de Sangre

Enfermedades de los Glóbulos Rojos

Enfermedades de los Glóbulos Rojos
4.4 (88%) 5 votes

¿Qué son las enfermedades de los glóbulos rojos?

Los glóbulos rojos, también denominados eritrocitos, son el tipo de células en la sangre más común, que cumplen la función de transporte del oxígeno a través del sistema circulatorio, desde los pulmones hasta el resto del cuerpo, trayendo los residuos de dióxido de carbono hacia el otro lado.

La totalidad de los tejidos del cuerpo son dependientes de oxígeno de este tipo de células. En el caso de que el flujo se interrumpa, el tejido muere. Son diversas las condiciones médicas que se asocian con las células rojas de la sangre, que incluyen específicamente la talasemia, la anemia de células falciformes y la esferocitosis, si bien los cambios en la cantidad de tales células pueden ser igualmente un signo de otros trastornos.

¿Cuáles son los trastornos asociados a los glóbulos rojos?

Existe una gran variedad de trastornos médicos que se asocian con las células rojas de la sangre, siendo algunos de los más comunes:

  • La enfermedad de células falciformes. Un trastorno genético causante de que las células se vuelvan rígidas y en forma de hoz. Tal circunstancia las incapacita para moverse de forma adecuada por el sistema circulatorio y suele desembocar en diversos problemas, que incluyen los accidentes cerebrovasculares, el dolor crónico y la ceguera.
  • La talasemia. Una enfermedad que pertenece al grupo de las anemias hereditarias y que está causada por la disminución en la síntesis de diversas cadenas polipeptídicas de la hemoglobina. Es transmitida por herencia autosómica recesiva y se da con la misma frecuencia en hombres que en mujeres.
  • La esferocitosis. Una condición genética que también cambia la forma de las células, haciéndolas más frágiles pero que, a diferencia de lo que ocurre en la enfermedad de células falciformes, las hace esféricas.

Otras de las enfermedades propias de la incorrecta producción de hemoglobina son, aparte de la talasemia, la anemia perniciosa (caracterizada por la incapacidad del cuerpo para absorber suficiente vitamina B12), deficiencia de G6PD, anemia aplásica y enfermedad hemolítica del feto y del recién nacido.

La incorrecta producción de hemoglobina se mide a través de diferentes técnicas utilizadas en medicina. Entre ellas, se encuentra la prueba CHCM o el método HCM. Los resultados pueden dar a conocer distintas enfermedades que estarán afectado al organismo.

¿Cuáles son las causas de la policitemia o aumento de glóbulos rojos?

Además de las condiciones que afectan a las propias células, que traen consigo un incremento o disminución en la cantidad de células rojas de la sangre, en el organismo también puede ser síntoma de condiciones diversas.

En concreto, la policitemia o el elevado número de glóbulos rojos, puede estar causada por un anómalo funcionamiento de los riñones, por la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), por problemas cardíacos genéticos y por fibrosis pulmonar.

Algunas personas nacen ya con variantes genéticas que les hacen contar con un alto número de glóbulos rojos. En cuanto a la disminución de glóbulos rojos, puede estar ocasionada por la mala alimentación, la leucemia o problemas en la médula ósea, entre otras causas.

Información relacionada con las enfermedades de los glóbulos rojos

Enfermedades de la médula ósea

La médula ósea es ese tejido esponjoso que se encuentra en el interior de los huesos, como el de la cadera y el hueso del muslo. Contiene células madre, las cuales pueden desarrollarse hasta convertirse en glóbulos rojos, que transportan oxígeno a todas las partes del cuerpo, glóbulos blancos que luchan contra las infecciones y plaquetas que sirven de ayuda para la coagulación de la sangre.

La enfermedad de médula ósea, implica problemas con las células madre o con el desarrollo de las mismas:

  • En la leucemia se observa una producción anormal de glóbulos blancos por parte de la médula ósea
  • En las enfermedades mieloproliferativas, se producen demasiados glóbulos blancos por parte de la médula ósea
  • En la anemia aplásica, no hay producción de glóbulos rojos por parte de la médula ósea
  • Otras enfermedades, del estilo del linfoma, se pueden diseminar a la médula ósea, afectando la producción de células sanguíneas

Las enfermedades de la médula ósea pueden estar causadas por factores genéticos y ambientales. En cuanto a sus pruebas, incluyen análisis de sangre y de médula ósea. Sus tratamientos dependen del trastorno en cuestión y de su severidad, pudiendo consistir en la toma de medicamentos, las transfusiones de sangre y hasta el trasplante de médula ósea.

El diagnóstico preventivo es esencial en la detección de problemas de salud.

Problemas principales de la médula ósea

Las patologías de la médula ósea conducen a menudo a diversas anomalías en la producción de cualquiera de las células de la sangre maduras, o de sus células inmaduras precursor o predecesor.

Los problemas principales con la médula ósea abarcan:

  • Aumento en la producción de un tipo de célula
  • Aumento en línea de una celda ya que las células no llegan a morir en tiempos normales
  • Producción de células inmaduras que no llegan a madurar ni a funcionar correctamente
  • Producción de células frágiles que mueren con facilidad o de menos números de células
  • Crecimiento mayor de la red de tejido fibroso apoyo que da lugar a la formación de células anormales y a menor número de células
  • Falta de hierro, lo que dificulta la formación de RBC
  • Propagación del resto de enfermedades de la médula ósea

Aparte de toda la información sobre los glóbulos rojos, quizás te interese:

Radioterapia. Es una forma de tratamiento que se basa en el empleo de radiaciones ionizantes, como rayos X o radiactividad y que se utiliza comúnmente para combatir diversos tipos de cáncer entre los que se encuentran el de cuello, cabeza, vejiga y pulmón.

Cirrosis. Es una afección en la que el hígado va sufriendo un lento deterioro, funcionando mal, lo que se debe a una lesión crónica. El tejido sano del hígado es sustituido por tejido cicatricial, lo que bloquea parcialmente la circulación sanguínea a través del hígado.

Enfermedad renal crónica (ERC). Es la lenta pérdida de la función de los riñones con el paso del tiempo. La ERC va empeorando paulatinamente durante meses o años, por lo que puede que durante un tiempo resulte asintomática.

Aprende más sobre otros términos de salud:

Video sobre las enfermedades de la sangre

DMCA.com Protection Status

 

Autor: María Rodríguez

error: Content is protected !!